Nuevas experiencias

Imprimir

USG-UISG - La cuarta y última jornada de trabajo del seminario teológico sobre la vida consagrada se abrió la mañana del 11 de febrero con la relación de una teóloga brasileña, la religiosa paulina Vera Ivanise Bombonatto. Desarrolló una amplia reflexión sobre nuevas experiencias de vida religiosa en la Iglesia a partir especialmente de la realidad brasileña, donde se cuentan actualmente no menos de 500. Se trata, dijo, de un fenómeno tan multiforme, complejo y poliédrico, que es casi imposible hacer de él un análisis completo.

Es común hablar hoy de “nuevas comunidades” de vida consagrada, cuyo perfil fue propiamente trazado en la instrucción Vita consecrata (n. 62). Desde el punto de vista histórico, la mayoría de estas nuevas realidades de vida consagrada nació de la Renovación carismática católica que, en el transcurso de los últimos decenios, “se consolidó como movimiento espiritual centrado en los dones del Espíritu y en la vivencia de los carismas”. Actualmente esas comunidades están viviendo un momento de gran expansión, en contraste con las “antiguas” congregaciones, cada vez más enfrentadas a los problemas de envejecimiento y carencia de nuevas vocaciones.

Los factores que dificultan el análisis, según la relatora, hay que buscarlos en el carácter teologal de las nuevas experiencias, en la variedad y diversidad de carismas y formas de expresión, en la cantidad meramente estadística que representan y en la problemática “novedad” de tantas de entre ellas. Para su adecuada comprensión teológica merecen consideración tres aspectos fundamentales: la perenne novedad del Espíritu, el escenario plural del momento actual y el paradigma de la complejidad, determinada por los cambios profundos que experimenta la sociedad mundial.

La relatora se detuvo especialmente sobre los aspectos más relevantes que, en esta nueva experiencia, son sustancialmente según ella una fuerte experiencia espiritual capaz de oponerse al secularismo, un nuevo modo de vivir la consagración religiosa, una resuelta opción por la austeridad y la radicalidad evangélicas, la centralidad de la figura del/de la fundador/a que garantiza el espíritu de la fundación, una nueva autoconciencia eclesial, marcada por la laicidad y la catolicidad, cierta flexibilidad y agilidad institucionales, un fuerte sentido comunitario con la prevalencia de la comunión sobre el “hacer”, el fervor misionero y el frecuente uso de los medias como medio privilegiado de evangelización.

Frente a estas nuevas experiencias, concluyó Vera Bombonatto, podemos preguntarnos también nosotros: “¿Qué está sucediendo en la vida religiosa? ¿Qué podemos aprender de esas nuevas formas? ¿Cómo vivir la vida consagrada apostólica en un contexto multiforme, plural y de continuo cambio?” Las respuestas adecuadas vendrán de un serio replanteamiento no sólo de Dios y de nuestra relación con él, sino también de la misión de la vida consagrada en la Iglesia y en la sociedad, de nuestro modo de ser Iglesia hoy, de la teología de la vida consagrada.

El discurso de Vera Bombonatto tomó un sesgo mucho más concreto con la presentación de algunas “nuevas comunidades” semejantes por su inicial inspiración franciscana, pero muy diferentes entre sí no sólo por la implantación geográfica, sino también por las formas de concretar en la vida esas nuevas experiencias. El ex Ministro general OFM, Giacomo Bini, presentó la “Fraternidad misionera europea de Palestrina”, de la cual es fundador y responsable desde hace cuatro años, como “una forma nueva nacida dentro de un Instituto de vida consagrada apostólica”. Durante el breve tiempo transcurrido desde que nació la Fraternidad de Palestrina, su intencional y explícito enraizamiento en la espiritualidad y en la tradición específicas de los hermanos menores no ha obstaculizado, antes bien ha favorecido la aparición de las primeras nuevas vocaciones franciscanas.

Un camino diferente fue recorrido por la franciscana OSF Ilia Delio que en  Estados Unidos, hace varios años, dio vida con una de sus hermanas a una nueva comunidad de “vida evangélica franciscana”. Han querido, en vez de renovar viejas formas de vida religiosa, buscar otra forma de estar presentes en el mundo como “mujeres centradas en el Evangelio”. Por su parte, sor Suzanne Phillips, que alberga el deseo de que la Iglesia reconozca también un día, junto con las formas de vida religiosa contemplativa y activa, una forma “evangélica”, se limitó sencillamente a hablar de la “novedad” de la vida consagrada en Australia dentro de los Institutos actualmente existentes. Frente a la crisis actual de la vida consagrada no deberíamos desesperar más de la capacidad permanente del Señor a “hacer nuevas todas las cosas”.

De la asamblea general que concluyó por la tarde todo el seminario no surgieron conclusiones o propuestas, sino algunas importantes indicaciones para el camino a emprender en el futuro, a partir precisamente del trabajo realizado estas jornadas. Pronto serán publicados en este sitio los textos completos de las conferencias y comunicaciones del seminario; sabia manera de prolongar la reflexión sobre un tema tan importante como el de la vida consagrada apostólica.

 


Mañana, 12 de febrero, el seminario teológico terminará con la celebración eucarística presidida por el nuevo secretario del dicasterio vaticano para la Vida consagrada, Mons. J. Tobin que, como ex superior general de los Redentoristas y también hasta hace poco vicepresidente de la USG, ha aportado siempre una valiosa contribución para la presencia cada vez más significativa de la vida consagrada en la Iglesia y en la sociedad de hoy.


p. Angelo Arrighin

Publicado: 14/02/2011

AddThis Social Bookmark Button
  Warning: session_write_close(): write failed: Disk quota exceeded (122) in /var/www/clients/client0/web62/web/es/libraries/joomla/session/session.php on line 529 Warning: session_write_close(): Failed to write session data (files). Please verify that the current setting of session.save_path is correct (/var/www/clients/client0/web62/tmp) in /var/www/clients/client0/web62/web/es/libraries/joomla/session/session.php on line 529